Robert Pattinson no será del todo deseado después de esta declaración

Robert_PattinsonRobert Pattinson, el vampiro más deseado por adolescentes de todo el planeta, es un “maniaco depresivo” y su higiene personal deja mucho que desear. Y no es que lo digamos nosotros, sino que ha sido el propio actor quien lo ha confesado en una entrevista. Según éste, si una fan se sentara cinco minutos con él “perdería toda la ilusión”.
No es la primera vez que la higiene del actor que da vida al vampiro Edward Cullen da que hablar. Hace algunos meses se libró un verdadero debate entre algunos compañeros de reparto que afirmaban que el actor olía mal y los que, en su defensa, aseguraban que “olía a rosas”. Ahora es el propio Pattinson quien despeja las dudas.
“Ha llegado al punto en el que no puedo soportar el aire a mi alrededor. Mi higiene personal es vergonzosa. Realmente, tengo poca ropa que me guste y como estoy viajando todo el tiempo no puedo comprarme algo más”, ha dicho el actor a la revista británica ‘New’. “Estos pantalones los llevo ya hace unos cuantos días”, añade.
Pero las críticas del actor de Crepúsculo a sí mismo no se detienen ahí, sino que además éste se confiesa “un poco maniaco depresivo”, por lo que asegura que le es imposible ser romántico.
“Solía ser romántico, pero actuar ha arruinado mis técnicas de seducción. Analizas demasiado todo, analizas como si dices una cosa le gustarán a alguna persona y si dices otras, no”, admite Pattinson, a quien se ha relacionado con su compañera de reparto en la saga de vampiros Kristen Stewart.

Comentarios

comentarios

Compartir este artículo